Ciberterrorismo

Un concepto hasta ahora desconocido y que hoy está a la orden del día. A principios de año ABC publicaba un estudio sobre los objetivos preferidos, según los expertos, por los ciberdelincuentes para este 2015. Estos ciberataques irán dirigidos a los gobiernos, tarjetas de crédito y datos médicos.

Este último sector sería según las previsiones el más afectado,  nos encontramos en un momento de transición entre el  mundo del papel y el digital, existen una gran cantidad de datos personales en los historiales médicos aun por ponerse al día en la adaptación a la Ley Orgánica de Protección de Datos, muy cotizados entre los ciberdelincuentes por la naturaleza de los datos.

En la X Conferencia Internacional sobre Ciberterrorismo celebrada a finales de 2014 el politólogo italiano Niccolo Locatelli manifestó que “No se dispone de suficiente información ni se cuenta con la suficiente preparación para luchar contra el ciberterrorismo, que constituye una amenaza para todos nosotros, principalmente porque es una actividad en continuo crecimiento”

El reciente ciberataque sufrido por SONY por el grupo denominada GOP (guardianes de la paz) no hace sino afirmar estos temores, GOP tras  paralizar sus sistemas, amenazó con difundir sus secretos al mundo si no obedecían  a sus peticiones. El FBI apunta a Corea del Norte como responsable del mismo, como represalia, por el inminente estreno de “La entrevista”  una parodia sobre el régimen de Corea del Norte, en la que su líder Kim Jong-un, es asesinado de manera grotesca. Días después SONY optó por cancelar el estreno.

El ciberterrorista se nutre del fácil acceso a internet, los escasos mecanismos de control que existen y de la gran audiencia con la que cuenta a nivel mundial. Claro ejemplo es el de Siria quien combina los ataques armados del “Estado Islámico” con una agresiva y constante campaña de propaganda mediática en la red

Con los últimos acontecimientos como el caso de SONY o el robo de la nube de Apple, ha quedado más que acreditado que el actual sistema de contraseñas está más que obsoleto. Grandes compañías como MasterCard anuncian ya su apuesta por la biométrica, con una nueva tarjeta basada en la huella dactilar, sistema que ya incorporan Smartphone como el iPhone 6. Estas tecnología plantea dudas sobre la incapacidad de cambiar de contraseña de por vida.

Habrá que esperar para ver como resultan estas nuevas tecnologías puestas ya hoy en funcionamiento, mientras tanto desde Equal Protección de Datos le aconsejamos que no comparta sus contraseñas y las cambie con una frecuencia adecuada .