Nueva política de Whatsapp

Nueva política de Whatsapp, o la tomas o la dejas. Hace unos días, salió a la luz la nueva política de privacidad de Whatsapp. Hubo numerosas reacciones de muchos sectores profesionales y de la opinión pública. En los últimos días, la popular aplicación ha sacada a la luz un nuevo comunicado con nueva información acerca de la publicación.

En este sentido, WhatsApp ha apretado la privacidad de los usuarios, ya que si no han optado voluntariamente por renunciar a que el servicio compartiera los datos de uso con Facebook, transcurridos 30 días, los ha entendido como un consentimiento tácito, obligando a aceptar las nuevas condiciones.
La app se ha tomado en serio esta cuestión, y los usuarios se están encontrando con la sorpresa de recibir un mensaje concluyente: “…Si no deseas aceptarlos, tendrás que discontinuar [dar de baja] tu uso de WhatsApp”.

La aceptación de estas condiciones, puede llevar a que en un futuro, los usuarios pudieran recibir mensajes patrocinados o publicidad relacionada con sus intereses. Sin embargo, lo que más preocupa a los usuarios, es el uso cruzado de la información que podría hacer Facebook al combinar nuestros intereses y contactos en la red social con nuestra actividad en la aplicación de mensajería.

Frente a estos cambios, las primeras autoridades en actuar, ha sido las alemanas alertando sobre la vulneración de la privacidad de los usuarios de WhatsApp obligando a Facebook a detener esta práctica, y a borrar de forma fulminante toda la información almacenada en este tiempo. Por su parte, Facebook ha cumplido con esta orden, pareciendo indicar que este país no será el único de la Unión que prohíba esta explotación de los datos de sus usuarios, e incluso que las autoridades de la propia UE tomen cartas en el asunto. En una declaración oficial, Facebook asegura que cumple la ley de protección de datos europea y que apelará la decisión.

Leyendo esto, se preguntará ¿qué pueden hacer los usuarios de WhatsApp que hayan recibido este mensaje con su “sí o sí”? Realmente, sobre la aplicación, ninguna actuación, ya que la no confirmación de estas condiciones implica la renuncia al servicio.

La verdadera solución es cambiar de plataforma, como Telegram, que podría heredar un aluvión de usuarios contrariados o bien preocupados por su privacidad, y ya está en marcha Alló, el competidor que ha puesto en marcha Google. Lo que sucede es que Facebook juega con una mano ganadora: la del estándar. WhatsApp es la aplicación de mensajería hegemónica en España y costará migrar a familiares o amigos. La barrera de salida es, por el momento, demasiado elevada.

– Nueva política de Whatsapp –

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.